Semillas de Chía

La Chía es un vegetal que posee numerosas propiedades y compuestos por encima de otros alimentos. Razón por la cual figura en nuestra lista de súper alimentos. Si deseas conocer más sobre la Chía estas de suerte, en este artículo te vamos a contar todo sobre ella.

Hoy día aún sigue siendo poco conocida en diversos países y a pesar de que sus beneficios han sido aprovechados desde hace mucho tiempo en Centro América, de donde es originaria, es apenas ahora cuando se está empezando a comer en Europa y otros continentes como es debido. Sus beneficios son muchos y entre ellos te pueden ayudar a mantener tu peso, mantenerte hidratado y aumentar tu energía. Por ello, luego de leer todo acerca de ella, entenderás el por qué deberías incluirla en tu dieta.

¿Qué es la Chía?

La planta de donde vienen las consumidas semillas de Chía  es la Salvia Hispánica,   por su nombre científico es un vegetal que proviene de América Central. Crece en países como México, Nicaragua, Guatemala y otros. Se le conoce desde más o menos el año 3500 A.C por sus grandes propiedades nutricionales y medicinales. En la antigüedad, las semillas de la Chía se utilizaban para alimentar a los combatientes. Esto por ser un alimento muy completo para el organismo.

Debemos decirte que dichas semillas, son la parte que más se aprovecha y se utiliza de esta genial planta. La misma se puede consumir en forma de aceites y también al natural. Su color suele ser negro o blanco y su sabor es similar al de las nueces. Sin embargo, se dice que las de color blanco tienen mayor contenido en proteínas. En contraste, las de color negro contienen mayor cantidad de fibra. Aparte, la Chía se ha utilizado ampliamente en diferentes platos como salsas, batidos, panes, postres y otros. También se usa en conjunto con diversos alimentos, por lo cual, no te debería costar incorporarla a tu dieta.

Propiedades y Beneficios de las Semillas de Chía

Las diversas propiedades y beneficios de la Chía se deben gracias a su composición y nutrientes. Por ello, en esta parte te vamos a contar lo bueno que es para tu cuerpo consumir sus semillas. La Chía posee un alto contenido de minerales, proteínas y vitaminas, también posee omega 3 y alto contenido de fibra. De una forma un poco más específica, la Chía te aporta minerales como el potasio, fosforo, hierro y calcio, siendo también rico en antioxidantes. Esto contribuye al funcionamiento normal del sistema inmune, disminuir el cansancio, la fatiga, a la síntesis proteica, etc.

Entre tantas otras cosas, la Chía tiene propiedades que te permiten mantener tu peso o incluso bajar de peso. Si eso es lo que deseas, con toda confianza las puedes consumir porque estas te dan una sensación de llenura. Así, no vas a necesitar comer en exceso (si sufres de ansiedades para comer) para quedar satisfecho o satisfecha. De forma similar, la Chía tiene excelentes propiedades hidratantes para el cuerpo. Además, te aporta energía y también tiene ciertas propiedades analgésicas para calmar ciertas dolencias.

También puede resultarte interesante que es una planta que es muy resistente ante la presencia de las plagas. Por ello, virtualmente no se requiere la utilización de pesticidas en su cultivo. Esto permite que esta sea un producto más natural y orgánico.

¿Dónde comprar?

La Chía se puede encontrar en varios lugares, pudiéndolo comprar sus semillas en tiendas de dietética y algunos herbolarios. También se puede comprar en algunos súper mercados y tiendas ecológicas que venden sus semillas en bolsas de 1-2 Kg. Otra opción es adquirirlas en tiendas online para que lo puedas recibir en tu hogar; si te decides por la opción online, te recomendamos que busques en sitios donde te lo ofrezcan con certificación orgánica. De igual forma, es preferible adquirirlo en un sitio de tu confianza o de renombre.

Contraindicaciones

A pesar de que la Chía es un súper alimento y como todo, tiene ciertas contraindicaciones. En esta parte te contaremos los casos en donde no deberías consumirla. No obstante, la mayoría de sus efectos secundarios tienen lugar cuando la cantidad recomendada de consumo diario es excedida por un margen desmedido y poco usual. La idea es que la Chía sea un complemento en tu dieta diaria pero siempre tomando las cosas con moderación. Es decir, dentro de las cantidades recomendadas. Debemos decir además que lo mejor es que tu nutricionista de confianza te asesore si tienes alguna duda al respecto. También te será útil para determinar tu dosis ideal:

En tal sentido, a continuación puedes encontrar más detalladamente cuando deberías evitar la Chía:

-Si estas embarazada o si estas en periodo de lactancia. Si bien no se han determinado efectos negativos debes al menos consultar al médico.

-Al presentar un cuadro de diarrea. Esto porque, la Chía es muy rica en fibras y podrías empeorar la situación comerla cuando presentas algún problema digestivo.

-Si eres alérgico a la Chía. Aunque es poco frecuente, algunas personas pueden resultar alérgicas a la semilla de Chía.

-Al tener problemas renales, consumes anticoagulantes o si sufres de hipoglucemia.

Aquí es mejor consultar con un especialista antes de que consumas la Chía de forma habitual en tu dieta.

¿Para qué sirve?

Bien, si has venido leyéndonos ya deberías saber lo que es la Chía, además de sus propiedades y contraindicaciones. Ahora, en esta parte de este artículo te vamos a contar para qué sirve la Chía y que usos específicos le puedes dar para sacarle el máximo provecho a este súper alimento.

  • Sirve para prevenir la osteoporosis y para mantener una buena salud ósea y dental por su alto contenido en calcio, ya que, aporta hasta un 20% del calcio que necesitamos al día por cada ración de Chía.
  • Sirve para mejorar nuestra salud digestiva, por su alto contenido en fibra. Si combinamos la Chía con otros alimentos, en cantidades digamos de unos 30 gramos, se puede obtener un 30% de la fibra que necesitamos por día.
  • La Chía sirve para ralentizar la digestión y para evitar las fluctuaciones de azúcar en la sangre, por lo que, se puede utilizar en conjunto para tratar la diabetes y otras enfermedades relacionadas.
  • Sirve para mejorar la salud de nuestro cuerpo y mente gracias a componentes como el Omega 3, presentes en cantidades de hasta el 15% por gramo en las semillas de la Chía.
  • En algunos estudios se ha logrado determinar que el consumo de las semillas de Chía permite reducir el colesterol malo, reducir los triglicéridos, aumentar el colesterol bueno y mejorar la tensión arterial, especialmente en personas que padecen de diabetes.
  • La ingesta de cada ración de Chía sirve para aportarnos hasta un 11% del valor diario que necesitamos en proteínas, por lo que, es excelente para incluir en tu dieta, especialmente si eres vegetariano.
  • Ayuda a regular el apetito, mejorar nuestro estado de ánimo y el sueño, dado que, posee aminoácidos como el triptófano que se encargan de mejorar estas funciones.

El cultivo de la Chía

Afortunadamente, esta se puede sembrar en tu hogar dado que es una planta que es de cuidados sencillos. Sus semillas se deben cultivar –al voleo-, requiriendo solo un suelo ligero y un drenaje bueno. No requiere de mucho riego pero deberás cuidarla de las heladas; tampoco suele darse bien en suelos ácidos. Para comenzar a cultivar la Chía básicamente necesitas un espacio en tu patio donde esparcir las semillas (puedes usar un semillero), sin enterrarlas demasiado y regarlas. En una semana o dos, las semillas comienzan a brotar y será momento de seleccionar las mejores. Asegúrate de que tus brotes reciban bastante sol, ya que, es necesario para que pueda producir buenos frutos.

Una vez haya crecido tu planta, puedes utilizar las hojas para hacer algunas infusiones, que serán muy beneficiosas para ti. Así pues, para obtener sus semillas deberás esperar a que se caigan sus pétalos para recolectarlos y luego ponerlos a secar en un sitio dentro de la casa. Finalmente, deberás separar las semillas y luego almacenarlas para su posterior uso, lo más importante en este caso es tener paciencia, ¡valdrá la pena!

¿Cómo se consume?

Normalmente las semillas de Chía se pueden consumir agregando sus semillas con un vaso de agua, jugo o cualquier otra bebida. Luego, se remueve y se deja reposar unos minutos para que absorba el líquido, tornándose en una especie de gelatina para consumir. También hay otras formas, como ya se había mencionado, combinándola con ensaladas, comidas, para elaborar pan, etc. Digamos que el límite es tu imaginación en cuanto al consumo de estas semillas.

Referencias

9 Miraculous Benefits Of Chia Seeds

Wikipedia: Salvia hispanica

9 Chia Seeds Benefits + Side Effects

 

¿Te ha gustado este post?

¡Haz click en las estrellas para valorarlo!

Media de valoración / 5. Votos contabilizados